miércoles, 17 de enero de 2018

El peso de la iglesia en las elecciones

Por Miguel Angel Cristiani G.
Uno de los factores de peso real que pueden influir en los resultados de las elecciones de este año, es el de la participación de la iglesia católica, por la gran influencia que tienen entre los millones de feligreses que acuden a las iglesias en toda la entidad veracruzana.
Aunque en la Constitución General de la República y las leyes respectivas se establece que las iglesias y sus miembros no pueden participar en política, induciendo a la ciudadanía a votar por determinado partido o candidato, ya sea desde la mismísima presidencia de la república, gubernatura, senado o diputaciones, lo cierto es que al final de cuentas si tienen una fuerte influencia al poder favorecer o inducir la participación ciudadana.
Hay que aclarar que en ningún momento se va a escuchar a un sacerdote que desde el púlpito haga un llamado a los cristianos a que voten por determinado partido o candidato, -eso no está permitido por ninguna legislación- pero lo que sí se puede hacer y estar permitido por las leyes y normas tanto políticas como eclesiásticas es invitar a los ciudadanos a que participen, que acudan a depositar su voto, por el candidato o la fórmula que consideren la mejor.
Lo que sí pueden hacer y de hecho forma parte del llamado Derecho Canónico, es el exhortarlos a que analicen las propuestas, las ideas, las conductas y hasta los antecedentes de los candidatos, para luego, con toda libertad, acudir a sufragar en las elecciones.
Así se ha hecho desde siempre y por ello es que muchos candidatos -primero y después en el ejercicio del poder- se acercan a los dirigentes de la iglesia católica para presentarles sus ideas y programas en busca de lograr su apoyo.
Ahora en este proceso electoral, no será la excepción, pues se sabe que algunos de los candidatos ya se han entrevistado con las máximas autoridades eclesiásticas en la entidad, para platicar y comentar sus propuestas. Hasta ahí nada más.
La participación de la iglesia católica ha sido un factor muy importante, al motivar a los y las ciudadanas a que acudan a votar el día de las elecciones, que casualmente son los domingos y el día en que los feligreses acuden a escuchar misa.
Tan es importante la participación de la iglesia católica, que, en el pasado proceso electoral para elegir al gobernador del estado, el Partido Revolucionario Institucional presentó una denuncia porque supuestamente se había apoyado a otro partido, lo cual cuando fue analizado en los tribunales electorales, se desechó por absurdo de los argumentos.
Porque no es lo mismo decir que acudan a votar, que analicen, estudien y luego decidan su participación en las urnas, lo cual está permitido por la ley y por lo tanto es legal, a que se hubiera inducido a votar por determinada persona o candidato.
De cualquier manera, se tiene mucho cuidado en los mensajes que se dirigen a los parroquianos, porque ahora con los teléfonos celulares, cualquier irregularidad puede ser documentada y utilizada por la oposición.
Nos comentan los conocedores del llamado Derecho Canónico, que inclusive es una obligación el motivar a la ciudadanía para que conozca, se documente y decida participar en el proceso electoral, porque al final de cuentas, se trata de buscar el bienestar colectivo, seleccionando a las mejores autoridades.
Hay que recordar que el Derecho Canónico, es el nombre del orden y disciplina, estructuras, normas y procedimientos de la Iglesia Católica.
 La Iglesia Católica tiene dos Códigos: uno para la Iglesia Latina y otro para la Iglesia Católica Oriental. ¿Qué es un Código? Un "código" es una recopilación de todas las leyes en un solo volumen.
La Iglesia Católica, como institución religiosa y política, crea su propio derecho y actúa conforme a normas jurídicas en sus relaciones con los diversos estados en todo el mundo. Como comunidad religiosa universal, sus preceptos se extienden a los fieles de todo el orbe, sin limitaciones de orden territorial.
Por lo anterior, nadie se debe de espantar, si en las próximas fechas, en la medida que se aproxime el 1 de julio, domingo de las elecciones y de ir a escuchar misa, se refiere el tema de la participación de la ciudadanía, sin cargar la balanza hacia determinado candidato, partido o alianza, pero definitivamente promoviendo la afluencia de los veracruzanos a sufragar por quien o quienes se considere la mejor opción.
Pregunta Pancho López el filósofo de mi pueblo: ¿Quién de los aspirantes a la gubernatura, es el que ya se entrevistó esta semana con la jerarquía de la iglesia católica en la entidad?
Búscanos en Facebook: Miguel Ángel Cristiani G. 
En Twitter: @bitacoraveracru


No hay comentarios:

Publicar un comentario