miércoles, 11 de junio de 2014

Inundaciones en Veracruz y el negocio de los terrenos



Por Miguel Angel Cristiani Glez.

Mientras las autoridades municipales no pongan un alto a la construcción de fraccionamientos y colonias populares en terrenos que no son aptos para edificar viviendas, continuarán los problemas de las inundaciones en las temporadas de lluvias, con los consecuentes daños al patrimonio de los veracruzanos.

Todos los años es la misma historia: las colonias populares y hasta fraccionamientos residenciales, se inundan porque se encuentran en terrenos que no son los adecuados para edificar viviendas, pero como negocios son negocios, nadie puede poner un hasta aquí a las empresas fraccionadoras y a los líderes de colonos que llevan a vivir a la gente a zonas de riesgo.

La temporada de lluvias y huracanes abarca 180 días al año, por lo que ya no es ninguna novedad el que fraccionamientos y colonias asentados en lo que antes eran lagunas o ríos se inundan cuando se presentan precipitaciones de lluvias intensas, como las que se han venido registrando en fechas recientes, pero eso apenas comienza.

Posiblemente el ejemplo más claro es el del puerto de Veracruz, que ha registrado en los últimos años un crecimiento explosivo y lo que le falta, una vez que el puerto triplique su tamaño y lleguen a radicar más familias.

El caso más emblemático de las inundaciones anuales es el del fraccionamiento Floresta, que todos los años se inunda, y todos los años, las autoridades aseguran que van a trabajar para resolver el problema de que se hayan edificado las residencias en un bajo nivel del terreno, por lo que cuando vienen las lluvias, toda el agua se queda ahí inundada.

El problema de las inundaciones no es nuevo, es de muchos años atrás, pero tampoco se hace nada para evitarlo, pues nada más hay que ver el montonal de viviendas que se han construido en los costados de la carretera a la salida hacia Cardel, en donde hace no poco, se intentó “urbanizar” todos esos terrenos, pero no se logró debido a la oposición de los habitantes del municipio de la Antigua.

Pero el negocio millonario sigue y sigue, ahí están las máquinas motoconformadoras, emparejando y rellenando terrenos que son parte del sistema lagunar y que en unos años, seguramente van a tener problemas de inundaciones, pero eso a quien le importa, lo que interesa son los negocios, en los que unos cuantos salen ganando y la mayoría son fregados porque compran lo que serán solamente problemas a largo plazo.

Visita nuestro portal de noticias de Veracruz: http://bitacoraveracruz.blogspot.mx    
En Twitter: @bitacoraveracru   
En Facebook: Miguel Ángel Cristiani G.


No hay comentarios:

Publicar un comentario